Saber competir

De Wiki de las Ciencias del Deporte y la Salud
Saltar a: navegación, buscar

Alcanzar el mismo rendimiento en los partidos que en las competiciones es uno de los grandes retos a los que se enfrenta todo entrenador y deportista. La competición está rodeada de elementos que pueden obstaculizar el rendimiento de un jugador (presión ambiental, importancia del resultado, ansiedad, etc.).Habilidad para controlar las emociones negativas de forma que no afecten a la propia conducta de competir, disminuyan el rendimiento, y compliquen la consecución de los propios objetivos. Saber sortear esas dificultades y utilizarlas como estímulos positivos es una de las claves para alcanzar el máximo rendimiento a esto se le llama "saber competir".

Es necesario tener un autocontrol emocional adecuado, cada vez se habla más en los deportes de equipo sobre todo (como el fútbol, por ejemplo), de que éste es un estado de animo, una forma de vida, que depende mucho de las sensaciones...controlar y superar la euforia, el temor, la ansiedad, el estrés, el desaliento, para rendir de forma óptima, tener la capacidad del manejo adecuado de esas emociones y los impulsos conflictivos, regular de los impulsos, las emociones disociadoras o penosas, tener un pensamiento claro, entereza, centro y actitud positiva en momentos de prueba y bajo presión.El deportista debe dedicar tiempo a conocer y a potenciar sus aspectos emocionales. Si estos aspectos se abandonan, nos alejamos del equilibrio emocional.

Una adecuada concentración , focalizar la atención sobre la zona de interés en el juego.Se selecciona la información pertinente, según la demarcación y la situación del juego, para ser procesada, seleccionar y procesar aquellos estímulos pertinentes del juego en cada momento.La capacidad de aislarse del exterior y mantener su concentración en lo que realmente es importante es un aspecto crucial para que los deportistas optimicen su desempeño. Saber leer las situaciones y tomar decisiones efectivas en el juego. Aprender de los errores o situaciones, ser capaz de mantener la serenidad y de buscar soluciones en las situaciones de mayor dificultad, resolver problemas, y transferir lo aprendido.

El deportista debe tener capacidad de sacrificio para saber competir, aprender que para llegar a alcanzar el máximo rendimiento se requiere que posea una fuerte convicción de lograrlo, que sepa que debe realizar tareas que exigen un elevado esfuerzo, que sea capes de mantener ese esfuerzo en el tiempo y, que además mantenga una actitud positiva ante esta situación de sacrificio, mantener el esfuerzo y el trabajo, soportar la fatiga, con el nivel de activación psicofisiológica idónea, con ajuste del nivel de tensión adecuado para que no se vea afectado el rendimiento. Tener motivación de logro, esforzarse por mejorar o satisfacer un determinado objetivo/meta y persistencia en la consecución de los objetivos a pesar de los obstáculos y los contratiempos y muestran una predisposición activa y positiva (optimismo).

Poseer capacidad de trabajo en equipo y compromiso la cohesión grupal es uno de los factores determinantes en la consecución del éxito deportivo, fortalece el compromiso, la identidad y espíritu de equipo, “ser un equipo” dónde todos tienen sus funciones y dónde todos deben saber que para desarrollarlas con eficacia dependen de la ayuda del compañero.Actitud solidaria o cooperativa, de identificación y pertenencia a un grupo, como es el equipo. El juego del equipo se entiende como un único trabajo en el que cada jugador aporta su tarea. Es fundamental que el jugador esté concienciado de lo importante que son sus aportaciones al grupo,la solidaridad, el apoyo mutuo, son características fundamentales que hacen que el rendimiento obtenido como equipo sea mayor por las aportaciones de los jugadores.El grupo, además de influir en la conducta de sus miembros, puede llegar a moldearla, que acepten estas metas u objetivos del proyecto como validas y justificables, identificándose con ellas y adoptándolas como propias, lo que favorece ese compromiso. Identificarse con el objetivo del grupo y asumir la responsabilidad personal de hacer todo lo posible para alcanzarlo, dispuestas a hacer un sacrificio por alcanzar un objetivo global. Es fundamental la autoconfianza que un jugador tiene en sus propios recursos (fortalezas y debilidades: autoconocimiento), resolver y salvar esas dificultades y para alcanzar sus objetivos.La confianza en uno mismo es una de las claves para mejorar el rendimiento Deportivo. La autoconfianza es el tipo de creencia que permite a un jugador pensar que puede realizar satisfactoriamente las conductas requeridas o alcanzar las metas establecidas.En el deporte es fundamental creer que se tiene la capacidad para lograr las cosas, además de querer lograrlas , tener confianza en uno mismo es tener expectativas realistas sobre lo que se puede conseguir. Ser competitivos implica tener un alto grado de confianza en nuestras posibilidades y recurso.

Todos los miembros deben de reflexionar sobre la mejora de estas cualidades para saber competir, puesto que así nuestro equipo sera mas competitivo