Almacén de fuerza

De Wiki de las Ciencias del Deporte y la Salud
Saltar a: navegación, buscar

1. Sistema Energéticos.

El músculo esquelético se nutre de las reservas del organismo o de los diferentes nutrientes que se introducen en él por medio de la alimentación. Los que nos interesa es que esas reservas orgánicas no se transformen en energía calorífica, es decir, en calorías que no vayamos a utilizar y que acaben, por ejemplo, por engordarnos. Nos interesa que dichas reservas se transformen en energía mecánica, es decir, en movimiento.

1.1. Vías energéticas.

La producción de energía está relacionada con el tiempo y la intensidad del esfuerzo. Por ejemplo, correr a muy alta intensidad, como al hacer un sprint, se refleja en que el corredor solo puede operar, eficazmente, durante un periodo de tiempo muy corto.

Sabemos que, al correr a poca intensidad como al hacer un jogging, el deportista podrá mantener la actividad durante un largo periodo de tiempo. se introduce una nueva variable que hará que el deportista que utilice los principios del entrenamiento, adecuadamente, podrá espiritar a mayor velocidad y durante más tiempo.

De forma similar, el deportista de larga distancia que utilice un entrenamiento eficaz, podrá también mantener una mayor intensidad durante un periodo de tiempo establecido. Existe una relación entre la intensidad del ejercicio y la fuente de energía necesaria para la actividad.

1.1.1. El A.T.P.

el A.T.P. (adenosin trifosfato) es un compuesto químico complejo formado de la energía desprendida de los alimentos y almacenada en las células, principalmente, en las células musculares. Esta considerado como la moneda energética de nuestro organismo y es la única forma de energía que es utilizada por nuestro cuerpo.

Gracias al A.T.P.se produce el movimiento. el A.T.P. es la unión de una base nitrogenada llamada adenina, un azúcar simple llamado rijosa y tres enlaces de sales de fosfatos. Los enlaces de fosfato de A.T.P. , al romperse, generan la energía necesaria para producir movimiento. dependiendo de la energía que se necesite, se romperán uno o dos enlaces.

Los en laces de alta energía del A.T.P. se pueden ganar y perder continuamente. con la energía desprendida al romperse este compuesto las células pueden realizar trabajo. Al desmembrarse el A.T.P. se produce energía y adenosin difosfato (A.D.P.)

1.1.2. La fosfocreatina.

También llamada fosfato de creatina (P.C.), es un compuesto químico almacenado en el músculo que cundo se rompe, asiste en la fabricación del A.T.P. La combinación del A.D.P. y el P.C. produce A.T.P.

1.1.3 El acido láctico.

También conocido como lactato, es un metabolito resultante del proceso conocido como glucólisis anaeróbica, que consiste en la ruptura incompleta de las reservas de glucosa (que es un azúcar simple) y del glucógeno (azúcar más complejo que está formado, entre otros, por varias moléculas de glucosa). El Dr. Tim Noakes (de Sudáfrica) ha descubierto que, aunque el exceso de producción de lactato es parte del proceso de la fatiga extrema, son los protones creados al mismo tiempo los que restringen poder continuar la actividad, es decir, que hasta ciertos niveles, puede reutilizarse como fuente de energía extra.

1.1.4. El Oxígeno.

el oxígeno, significa actividad aeróbica cuyo A.T.P. proviene de los alimentos, principalmente azúcares y grasas. Este sistema produce A.T.P. de forma abundante y es la fuente principal de energía durante las actividades de larga distancia.

Estas vías energéticas están restringidas por el tiempo. En otras palabras, una vez transcurrido cierto tiempo, cada vía específica deja de suministrar energía. Todavía existe controversia sobre las limitaciones de cada una de las vías energéticas.

1.2 Tipos de sistemas energéticos. 1.2.1. el sistema aeróbico.

El sistema aeróbico u oxidativo, se nutrirá de las reservas de hidratos de carbono también llamados azúcares o lúcidos, lípidos (grasas)y, en menor medida, de proteínas para la resíntesis de A.T.P.

Este sistema se puede desarrollar con carreras a varias intensidades (tempo)

  • tempo extensivo: carrera continua entre el 60% y el 80% de la F.C.M. Este centra sus demandas energéticas para que el cuerpo pueda hacer frente a la producción de lactado. Correr a este nivel asiste en la eliminación y recuperación del lactado y la capacidad del cuerpo para tolerar mayores niveles de este ácido.

1.2.2. El sistema anaeróbico aláctico

En un ejercicio muy corto e intenso no se genera A.T.P., sino que se consume el que ya hay en el músculo. Cuando éste se agota, se empieza a utilizar la fosfocreatina para poder seguir produciendo A.T.P. La fosfocreatina se une al A.D.P. para crear A.T.P. por medio de una enzima llamada creatin quinas. Si realizamos un periodo de descanso, lo que ocurre es que se resintetiza la fosfocreatina. También se recupera A.T.P. cuando se prolonga el ejercicio a menor intensidad.

1.2.3. El sistema anaeróbico láctico.

En este sistema energético, de carácter glucolítico, los hidratos de carbono son los principales nutrientes que se utilizan por vía anaeróbica. En comparación a las vías energéticas aeróbicas, se genera poco A.T.P. Como hemos visto antes, se crea ácido láctico como producto residual tras la glucólisis.

1.3 reclutamiento del sistema energético.

aunque todos los sistemas energéticos básicamente se activan al mismo tiempo el reclutamiento de uno a otro cuando el sistema en activo está casi agotado. En un ejercicio muy intenso, desde el comienzo, los sistemas energéticos se comportan de la siguiente manera:

  • primero, actúan los sistemas energéticos anaeróbicos a lácticos;
  • una vez agotados los primeros, pasaríamos a usar la vía anaeróbica láctica, usando la glucosa como medio de obtención de A.T.P.
  • debido a la acumulación de ácido, se produce un descenso de la intensidad y empiezan a predominar los sistemas aeróbicos, en el orden de glucosa, lípidos y proteínas.

1.4 Ventajas y desventajas de los sistemas energéticos.

Los sistemas aeróbicos producen más cantidad de energía y no sustancias de desecho, necesitan de una adaptación cardiovascular previa. los sistemas anaeróbicos, sin embargo, no precisan de esa adaptación cardiovascular previa. tienen sus contras que son:

  • sistemas anaeróbicos alácticos: su duración es muy escasa por el agotamiento del A.T.P. y de la P.C.
  • sistemas aneróbicos lácticos: se produce ácido láctico lo cual, cuando se acumula demasiado, provoca un descenso de la intensidad del ejercicio.

1.5. El ciclo de Krebs.

El ciclo de Krebs es una sucesión de reacciones químicas oxidativas que se dan en la mitocondrias celular y que provocan una serie de efectos metabólicos en los que, al final, acaba obteniéndose energía. como acabamos de nombrar, en este proceso se produce una oxidación de lúcidos, lípidos y proteínas, además de la fosforilación de compuestos hidrógenos, liberándose fosfatos, los cuales se comportan como electrones para unirse al A.D.P. y dar origen al A.T.P.